la romantica FM para exclusiva

 

Banner Landscape 2

La triste carta que escribe Mira Sorvino contra Woody Allen

Si alguien ha probado ya que su carrera artística se fue al caño por causa de Harvey Weinstein, el productor estadounidense de Hollywood acusado de haber abusado sexualmente de al menos sesenta actrices y modelos a cambio de favores en la industria, esa es Mira Sorvino.

Semanas atrás, la ganadora del Óscar por Poderosa Afrodita rompió en llanto al escuchar al cineasta neozelandés Peter Jackson revelar que Weinstein le había advertido que trabajar con ella “era una pesadilla y que debería evitarla a toda costa”.

"Aquello ocurrió en 1998, y ahora sospecho que aquella información era falsa, que se trataba de una campaña de desprestigio hacia dos actrices con mucho talento que terminó con sus nombres borrados del casting”, agregó Jackson.

El asunto es que Mira Sorvino quiere su vendetta. Y no solo apunta a Harvey Weinstein. También a Woody Allen, el cineasta que la dirigió precisamente en Poderosa Afrodita en 1995.

Lo ha hecho a través de una carta que ha escrito en apoyo a Dylan Farrow, la hija de Allen y Mia Farrow, quien ha denunciado una y otra vez ser una víctima del abuso sexual de su padre. Una carta que titula “Te creo” –refiriéndose a Dylan y a Ronan Farrow- y que hoy es publicada en The Huffinton Post.

"Confieso que cuando trabajé para Woody Allen era una actriz joven e ingenua. Me tragué el retrato de tus acusaciones de abuso contra tu padre como una ramificación de la retorcida batalla por la custodiaentre Mia Farrow y él, y no miré más allá de la situación, algo que lamento terriblemente. Por esto también le debo una disculpa a Mia", comienza Sorvino su misiva.

“Lo que tengo que decir a continuación no es una justificación, simplemente una descripción de mi experiencia con Woody en ese momento. Cuando era adolescente, apreciaba su libro Without feathers. Interpreté el papel de Diane Keaton en una producción de la escuela secundaria de Play it again, Sam, y crecí, como tantos en mi generación, adorando sus películas. Como joven actriz obtuve el soñado papel de Linda Ash en Mighty Aphrodite, y la licencia artística que me permitió crear el personaje fue emocionante. Fuimos amigos, aunque no cercanos, pero de ninguna manera él traspasó sus límites conmigo. Nunca experimenté personalmente lo que ahora se ha descrito como un comportamiento inapropiado hacia las chicas jóvenes. Pero esto no es excusa para que me hiciera la vista gorda a su historia simplemente porque quería desesperadamente que no fuera así”, agrega Sorvino, quien explica que en diciembre se comunicó con Ronan Farrow y él accedió a compartir con ella algunas historias de Woody Allen y de Harvey Weinstein que pocas personas conocen.

“(Ronan) Me mostró detalles del caso que lamentablemente nunca había conocido, lo que me hizo comenzar a sentir que la evidencia apoyaba vivamente su historia. Que has estado diciendo la verdad todo el tiempo”, se dirige al hijo de Allen y Mia Farrow."

"¡Lo siento mucho, Dylan! No puedo comenzar a imaginar cómo te has sentido todos estos años, mientras observabas que esa persona que decías que te había lastimado cuando eras niño, y a una niña vulnerable bajo su cuidado, era alabado una y otra vez, incluso por mí y muchos otros en Hollywood. Como madre y mujer, esto rompe mi corazón por ti. ¡Lo siento mucho!”, escribe Sorvino.

En 2014, Dylan Farrow en The New York Times que su padre solía apartarla de sus hermanos para estar a solas con ella. "Cuando yo tenía siete años, Woody Allen me cogió de la mano y me llevó a un ático sombrío, casi un armario, que había en la segunda planta de nuestra casa. Me dijo que me tumbara boca abajo y jugara con el tren eléctrico de mi hermano. Y entonces me agredió sexualmente".  Woody Allen siempre ha negado las acusaciones y no ha llegado a ser condenado por un tribunal.

ImprimirCorreo electrónico